miércoles, 11 de marzo de 2009

Los Gritos de Muerte de la Derecha Salvadoreña


Tomado y traducido por Moro de Counterpunch, la mejor revista américana de política.

Por NICOLÁS KOZLOFF

Hacer frente a un desastre electoral serio antes de la elección presidencial de domingo, y el reconocimiento que no puede ganar de la elección basado en ideas prácticas, el partido de derecha ARENA (o alianza republicana nacionalista) ha puesto en marcha una campaña fea para ligar al candidato Mauricio Funes del izquierdista FMLN (frente nacional de la liberación de Farabundo Marti) a presidente venezolano Hugo Chávez.

Hay muchas semejanzas entre la posición ARENA y el Partido Republicano antes de la elección del noviembre de 2008. Como el GOP, ARENA se ha atrincherado en el poder durante mucho tiempo.

Para muchos salvadoreños, ARENA parece como un dinosaurio colosal atascado en el pasado.

Fundado por Roberto D'Aubuisson líder de los escuadrones de la muerte de la derecha, y acusado de ser uno de los instigadores del asesinato del arzobispo Óscar Romero en el año 80, ARENA sigue siendo fervientemente anticomunista. ARENA, cuyos colores son rojos, blancos y azules, se modela en el Partido Republicano de los E.E.U.U. pero es aún más explícitamente nacionalista. El himno del partido llama a El Salvador como la tumba donde “morirán los rojos.”


Mientras que esa retórica caliente pudo haber apelado a alguno en medio de la sangrienta guerra civil, entre derecha e izquierda en los años 80,

ARENA ahora parece cada vez más estancada.

Los Salvadoreños quieren soluciones prácticas a los problemas sociales insuperables del país y están apenas de humor para más del misma retórica anacrónica de la de la guerra fría.

Aún si ARENA hiciera un cambio como en una novela y tuviera una campaña innovadora aún así, el partido todavía haría frente a una enorme batalla cuesta arriba. ARENA ha estado en el poder por veinte años.

Durante este tiempo la pequeña nación centroamericana ha descendido en violenta anarquía con las alzas en el robo y los homicidio, tirando todas las cartas positivas que tuvieran. El candidato arenero Rodrigo Ávila, la ex cabeza de la policía nacional civil en los gobiernos de ARENA, ha prometido combatir los delitos violentos. Sin embargo, solamente Funes ha dicho que él purgaría a los elementos de la fuerza de policía ligados al crimen organizado.

Agregando a las preocupaciones de Ávila,

ARENA ha administrado incorrectamente la economía.

Estos últimos años, el partido ha seguido con impaciencia los dictados de Washington privatizando servicios sociales y servicios públicos. La administración saliente de Antonio Saca firmó el acuerdo de libre comercio centroamericano (CAFTA) con los Estados Unidos, pero el tratado no ha llevado a la armonía social.

El país esta plagado de desigualdad extrema

mientras que todavía el 37 por ciento de salvadoreños vive en pobreza y no puede pagar altos precios de los alimentos. Esto llena los tanques de combustible de la onda criminal que ha llenado tanto de preocupación a salvadoreños pobres.

Funes es apenas un izquierdista solo de nombre, por decir algo. Antes trabajo como comentarista, él intenta rehacer el FMLN en un partido político pragmático. En las reuniones, él no canta el himno del partido ni usa sus colores rojos tradicionales, prefiriendo hacer campaña en una camisa blanca tipo guayabera. Es su movimiento simbólico diseñado para ponerse en contraste con muchos en el partido que todavía usen cuadros de Che Guevara en uniforme y banderas soviéticas.

Mientras , Funes, ha redoblado esfuerzos para enfatizar con los Estados Unidos que el no es un radical, y por ello se ha reunido con funcionarios del departamento de estado así como con miembros del congreso. Además, Funes ha declarado que El Salvador no debe desechar el uso del dólar volviendo a su moneda anterior, el colón. Funes dice que la “dolarización” y la adopción del acuerdo de libre comercio centroamericano en 2006 han tenido efectos negativos tales como inflación y competencia deseleal para los pequeños agricultores, pero que es demasiado tarde para desechar esas políticas.

Al escuchar a la derecha salvadoreña usted pensaría que Funes llevaría a El Salvador en marcha hacia la dictadura estalinista. Recientemente, mientras Avila hacía campaña cerca de la frontera hondureña, demandó que la campaña de Funes era financiada por Hugo Chávez de Venezuela. El dijo que hay un refrán que dice `el que paga al mariachi pide la canción” y Ávila comentó además. “Y eso va a suceder con ellos,” él agregó. “No importa qué digan, qué hagan, su campaña están siendo financiada por Venezuela.”

Funes mismo niega cualquier acoplamiento político con el gobierno de Chávez y ha dicho que Venezuela no se entrometerá en asuntos internos salvadoreños, si él gana la elección presidencial. Además, el líder de FMLN se ha distanciado de algunos de los miembros que más admiran a Chávez.

A pesar de la desaprobación de Funes, ARENA ha continuado con su histérico hostigamiento anti rojo, aunque el partido derechista no tiene ninguna prueba que Funes ha recibido ayuda financiera de Chávez.

Funes y Chávez, dijo el presidente saliente Antonio Saca, intentaban untarnos de “proyectos totalitarios” y quisieron “pegar la nariz” en prácticas antidemocráticas.

No es “ningún secreto” dijo Saca que el FMLN ha recibido “adoctrinamiento ideológico de La Habana” y su alimento económico “de otro lugar.”

En una declaración aún más ridícula, Saca dijo que: “estoy seguro que hay una cierta clase de grupo de trabajo en Venezuela que intente asumir el control de El Salvador.”

Como evidencia de la conspiración supuesta de Chávez-FMLN, ARENA señala a la alternativa de Bolivariana de Chávez para las Américas (conocidas por sus siglas en español como ALBA). El plan, iniciado por Chávez hace varios años, intenta contrariar los esquemas corporativos conocidos como Libre Comercio, promovidos tiempo atrás por Washington y promover comercio y solidaridad del trueque entre países latinoamericanos de izquierda. Chávez mismo ha sido crítico algo del Tratado de Libre Comercio y ha dicho que ARENA “hacía tratos con el diablo, el diablo mismo.”

Como partido, el FMLN se ha opuesto históricamente al Tratado de Libre comercio con los E.E.U.U. y aprueba de los esquemas del trueque de Chávez. El Salvador no produce petroleo, y en 2006 los alcaldes del FMLN establecieron una compañía conjunta con la empresa con ENEPASA. La iniciativa se diseño para promover combustible menos costoso a los conductores de El Salvador. El combustible es vendido por gasolineras que llevan un emblema de “bandera blanca”.

Cuando los alcaldes de FMLN firmaron el acuerdo en Caracas, Chávez sugirió que el dinero que los municipios salvadoreños ahorraron en energía se podría utilizar para subvencionar transporte público y precios de los alimentos. De conformidad con el acuerdo, las ciudades pagan el 60 por ciento de su cuenta del combustible en el plazo de 90 días. El resto se puede pagar en el trueque agrícola y otro los productos localmente hechos o en efectivo durante un período de 25 años.

Mientras que es cierto que Venezuela ha aumentado su visibilidad diplomática y política en El Salvador durante los años últimos, las demandas de ARENA sobre los diseños insidiosos de Chávez son oprobiosos. Puesto que el inicio del reparto de ENEPASA, Venezuela ha enviado solamente cantidades modestas de diesel a El Salvador. Por otra parte, no está claro si Venezuela puede continuar vendiendo el combustible barato al FMLN. En años pasados, Chávez ha podido aumentar su situación geopolítica a través de la región proporcionando el petroleo más barato a las naciones pobres y empobrecidas. Pero ahora, con los precios del petróleo del mundo bajando, Venezuela se puede forzar a acortar su programa ALBA.

Como adicción,

Venezuela es una pista falsa en la elección salvadoreña de domingo.

Pero eso no ha parado a ARENA de poner en marcha un asalto frontal completo en contra de Funes para alegar lazos políticos a otra potencia extranjera.

Eso es una muestra de la desesperación política de un partido privado de cualquier idea coherente sobre cómo solucionar los problemas sociales y económicos que aguanta la gente de El Salvador.


¡Nicolás Kozloff es el autor de la revolución! Suramérica y la subida de la nueva izquierda (Palgrave-Macmillan, 2008)

Nikolas Kozloff is the author of Revolution! South America and the Rise of the New Left (Palgrave-Macmillan, 2008)
Reacciones:

0 comentarios :