viernes, 5 de noviembre de 2010

La felicidad es como el agua...

Hey,

La felicidad es como el agua, corre y parece escapar de nuestras manos, la felicidad es como el aire, sopla en todas direcciones. Pero en nuestras manos y en nuestro rostro queda la impresión del agua y la frescura de la brisa.


La felicidad es como el mar, llena de energía y baña todas las costas.


Sí, todas estas premisas son ciertas, pero se te olvida una, dijo mi Maestro Interior, la Fuente de la Felicidad, con mayúsculas, está dentro de ti, y no fuera.


No bases tu felicidad en los demás, esa será una felicidad efímera, será una felicidad temporal, vive en la felicidad que El Padre Creador depositó en ti. De lo contrario solo te quedará la impresión.


Reconoce en ti, la fuente inagotable de felicidad esa que se mantiene en ti siempre.


Namaste,

Moro
Reacciones:

0 comentarios :